Las marcas del Monumental Estadio Jalisco

31 de Enero de 2019. 7:54 pm.

El Coloso de la Calzada Independencia abrió sus puertas el 31 de enero de 1960, para recibir a los Rojinegros de Atlas y a San Lorenzo de Almagro, con el histórico Alfredo “Pistache” Torres. Desde entonces, el inmueble ha vibrado con cada encuentro disputado por los Zorros y ha visto pasar innumerables canteranos defender nuestros colores. Hoy, en su 59 aniversario, quienes han formado parte de su historia, compartieron cómo el recinto ha marcado sus carreras.

Hoy, Jorge Hernández González es auxiliar de nuestro representativo Sub-17, pero vivió en carne propia la sensación de disputar un encuentro en el Estadio Jalisco. La primera vez, fue el 4 de agosto de 2007, estrenándose como profesional de La Furia ante Toluca.

“Tengo dos momentos muy grabados en el Estadio Jalisco”, comentó nuestro canterano. “El primero es mi debut, en la primer jornada del torneo, cuando me toca entrar de cambio por Christian Valdéz. Lo primero que me dice el técnico es “tienes que marcar a Sinha”, que en ese entonces era seleccionado nacional. Me fue bien, incluso al terminar el partido, Sinha se acercó a felicitarme y después lo disfrutamos con mis compañeros en el vestidor”.

El mediocampista también adquirió experiencia internacional en el Monumental, y al día de hoy lo tiene grabado en la memoria. “El otro es cuando le ganamos a Boca Juniors tres a uno en el Jalisco. Entré de cambio en el segundo tiempo, y no se me olvida el gran ambiente que había con estadio lleno, ganándole a Boca y con el Murguero sonando al final del partido”.

Otro elemento surgido de nuestras Fuerzas Básicas que conoce perfectamente el recinto es Juan Pablo Vigón. Siempre fue una ilusión jugar en él, desde chiquito que mi papá me llevaba a los partidos de Atlas. Veía a los jugadores y me emocionaba; empecé a querer ese estadio, me tocó ver partidos de Selección también. Ya cuando jugué en él, creo que tiene hasta un aroma que me emociona, platicó el volante.

Nuestra casa deja marca desde que se ingresa en ella, como reconoce Juan Pablo “Primero, obviamente recuerdo mi debut. Cuando salgo del vestidor y veo a toda la gente. Después, el gol que le hice a Veracruz ahí. Lo disfruté mucho, viendo la euforia de la gente en el festejo. Algo que recuerdo mucho del Estadio son los partidos importantes, además es un estadio que impone desde que sales a la cancha.

No solo los de casa lo han vivido, también los que han llegado de fuera a experimentarlo tienen gratas palabras para nuestra sede, como el entrenador atlista Guillermo Hoyos. “Cuando uno se introduce en el Estadio, hace que sientas emoción y una gran pasión, porque es algo emblemático, que nunca se termina, como las grandes canchas del mundo”, dijo el argentino.“Es un estadio que, solamente en silencio, habla de fútbol. Es envolvente, porque tiene el aliento de la gente realmente te emociona; es un lugar que la gente de fútbol siempre deseamos pisar y compartir con el juego”

Comunicación Atlas FC

INSTAGRAM